Los Parques de Disney: Magic Kingdom abre sus puertas

Se que estoy escribiendo esto un poco tarde, en relación con nuestro último post sobre los Parques de Disney. A pesar de esto creo que la demora valió la pena porque ya estamos en 2021 y eso significa que este es el 50 aniversario de la fecha de apertura de Magic Kingdom y de todo el Resort de Walt Disney World en Florida. Es por esto que creo que podríamos aprovechar este año 2021 para recordar un poco más la historia de este resort vacacional y de cómo Walt Disney World se transformó en lo que es hoy en día.

Antes de empezar a hablar de la apertura en sí hay que hablar de los preparativos y para esto es importante relacionar con dos de mis posts anteriores. El primero de estos posts es lo que fue la apertura en Disneyland. Disneyland fue un caso único en la historia de los parques temáticos de Estados Unidos por una combinación de factores que hicieron que su apertura fuera un desastre en el cual se vendieron entradas falsas, la gente entró sin entradas y el parque se vio a medio construir en una catastrófica serie de eventos desafortunados que hicieron de la apertura un cáos. Por el otro lado, durante mi post sobre la construcción de Magic Kingdom les contaba que el parque no estaba del todo terminado por lo que los ejecutivos de Disney tenían que convencer al público de visitar un parque casi vacío. Para ejemplificar el nivel de falta de preparación que tenía el parque en ese momento, Disney decidió levantar placas de madera y pintarlas para disimular que lo que estaba atrás no estaba construido. Estas placas se levantaron la noche anterior de la apertura.

Para evitar estos problemas se dieron algunos cambios frente a la apertura de Disneyland. Primero la grabación de gran parte del especial de lanzamiento fue realizada con anticipación, esto se realizó en vivo con Disneyland y fue una de las razones que sobrecargaron el lanzamiento. Otro cambio importante fue el día elegido para abrir el parque. Disneyland se abrió el domingo 17 de julio de 1955, un día familiar en pleno verano donde todo el mundo podría ir al parque a conocerlo. Magic Kingdom abrió el viernes 1ero de octubre de 1971, este era un día en el que los niños debían estar en la escuela y en un mes de otoño donde no atraerán a hordas de turistas que invadirán el parque como pasó en California.

Este tipo de planificación y no solo permitió que el parque no se sobresaltara si no que Disney pudiera controlar la narrativa del estreno, algo sumamente importante para las cámaras de televisión. Creo que el ejemplo más claro de todo esto es que la empresa estaba muy preocupada por elegir a la primer persona que entrara al parque, estas primeras personas no sólo serían la cara del momento de apertura si no que ganarían entradas de por vida por lo que un empleado de Disney salió media hora antes de la apertura a elegir a mano quién sería el primero en entrar. Este empleado tenía unas órdenes claras: tenía que ser una familia, no podía elegir a una pareja de ancianos ni a unos adolescentes si no que debía ser la familia idílica estadounidense con la nena rubia que entra al parque y queda hipnotizada por lo que ve. Lo irónico de todo esto es que preparándose para las grandes visitas que recibiría el parque en los años venideros Magic Kingdom abrió con 20 puertas que se abren de forma simultánea, por lo que “la primera persona en entrar” es en realidad 20 personas entrando a la vez.

Si dejamos de lado el show televisivo con las actuaciones de Julie Andrews recorriendo todo el parque mientras cantaba y bailaba con su maravillosa voz que le ganó la fama como Mary Poppins, el emotivo discurso de Roy O. Disney que dedicaba este parque a su hermano fallecido, Walt y el ejército de personajes de Disney y bandas que desfilaron por Main Street. La apertura de Magic Kingdom fue un desastre. Disney entendió que no podía repetirse lo de California y las medidas que tomaron para que los visitantes no tomarán el parque por asalto fueron exitosas (quizás demasiado exitosas) al punto que el parque se vió vacío y esto llegó a afectar a las acciones de la empresa que se desplomaron en la bolsa.

A pesar de esto podemos hacer como hicimos con Disneyland y realizar un recorrido por las atracciones que estaban abiertas en ese momento y que los visitantes podían explorar. Cabe resaltar que muchas de estas atracciones eran copias de atracciones del parque de California, aunque había algunas cosas originales.

Main Street U.S.A.

Al igual que en Disneyland, lo primero que vemos al entrar a Magic Kingdom es Main Street U.S.A. una calle basada en Marceline Missouri (el pueblito donde Walt creció) y ambientada como un pueblito rural de principios del siglo XX. La principal diferencia de esta Main Street con la de Disneyland es que si bien en California se intentaron mantener fieles a las arquitecturas reales de la época, la versión de Florida toma varias inspiraciones de edificios más modernos. A pesar de eso las mezclas entre los diferentes estilos arquitectónicos funcionan perfecto.

Si vemos lo que ofrecía esta zona en el momento de la apertura no hay muchas diferencias con lo que ofrece al día de hoy. Main Street U.S.A. es una zona para hacer compras, comer algo y ponernos en ambiente para nuestro día de paseo por Magic Kingdom. Lo único que se puede llamar “atracciones” en esta zona es la estación de Main Street por la que se puede tomar el tren para llegar a Fantasyland y Tomorrowland. Además de algunos pequeños números musicales como un pianista, algunos cantantes y algunos cortos clásicos de Disney que se proyectaban en el cine de Main Street.

Adventureland

Al igual que en Disneyland, nuestra primera parada (en sentido horario) será Adventureland, un área donde podremos encontrar nuestras primeras atracciones. La primer es el Jungle Cruise, un divertido viaje en lancha por los ríos del mundo para conocer a varios animales animatronicos y la Tropical Serenade (ahora conocida como el Walt Disney’s

Enchanted Tiki Room), un lugar donde escucharemos cantar a muchos pájaros animatronicos. Estas dos atracciones son copias de atracciones que ya existían en Disneyland por lo que quien visitará el Adventureland de Magic Kingdom esperando algo diferente se vería bastante desencantado.

Además es importante tener en cuenta que en este momento Adventureland no tenía la densa vegetación que tiene hoy en día y que visitarla en este momento no se sintió tanto como una visita a la jungla si no como un lugar más dentro de un parque temático. Esta zona se complementa con la The Swiss Family Treehouse (una recreación de la casa en el árbol de la familia Robinson Suizos), y el Safari Club shooting arcade, un arcade con disparos para niños. Obviamente la zona tenía algunas opciones de comida pero salvando las distancias Adventureland era un área bastante pobre comparada con la que tenemos hoy en día.

Frontierland

Es en la segunda área del parque (ambientada en la época de los Cowboys) que vamos a ver las primeras atracciones originales. Aquí tendremos otro arcade de disparos llamado Frontier Shooting Gallery, este arcade era extremadamente caro de mantener porque por los disparos se desprendía la pintura y era necesario volver a pintarlas todas las noches. The Davy Crockett Explorer Canoes, que básicamente eran canoas que los visitantes podían viajar alrededor del lago y de la Tom Sawyer Island, una isla que ya existía en ese momento pero que no estaba abierta al público. Por último tenemos The Country Bear Jamboree, una atracción musical protagonizada por osos animatrónicos que es la primera atracción original de Magic Kingdom, esta atracción fue tan popular que más adelante sería replicada en Disneyland con un teatro extra.

Frontierland no era una zona con muchas atracciones pero sí con una atracción sumamente exitosa como el Country Bear Jamboree, esto hacía que tiendas de la zona como The Frontier Trading Post, Westward Ho o el restaurante Pecos Bill’s Cafe tuvieran muchas visitas de los primeros visitantes del parque.

Liberty Square

Siguiendo en orden horario encontramos Liberty Square, un área nueva que vendría a cumplir el rol de New Orleans Square en Disneyland. Esta se basa en la época de las 13 colonias y sorprendentemente no cambió mucho desde la apertura al día de hoy. La primera atracción que había allí fue Mike Fink Keel Boats, unos botes que recorrían los Rivers of America y que eventualmente serían cambiados por el bote más moderno The Liberty Belle. Las atracciones en sí más importantes son The Haunted Mansion (atracción que fue construida a la misma vez que la versión de Disneyland y que tiene unos cambios importantes en la fachada con la de este parque) y The Hall of Presidents. Esta última una atracción sumamente patriótica y con recreaciones muy realistas de los presidentes de Estados Unidos, en este momento el presidente actual era Richard Nixon por lo que no creo que su animatronic haya sido muy querido.

Además de las atracciones Liberty Square tenía varios restaurantes y tiendas siendo la más interesante una tienda de ornamentos navideños que funciona hasta el día de hoy. Además tenía el show de comedia The Diamond Horseshoe Revue protagonizado por el comediante Wally Boag que viajó de California a Florida por un tiempo para llevar su show que había sido muy exitoso en Disneyland.

Fantasyland

Ningún viaje a un parque con castillo de Disney está completo sin visitar Fantasyland y la versión de apertura de Magic Kingdom tenía cierta inspiración con la de Disneyland. Para empezar encontramos el Skyway to Tomorrowland, una atracción aérea que conectaba Fantasyland y Tomorrowland. Además varias atracciones que ya estaban en Disneyland como It’s a Small World, Dumbo the Flying Elephant, Snow White’s Adventures, Mr. Toad ‘s Wild Ride y The Mad Tea Party aunque sobra decir que estas últimas tres atracciones tenían grandes diferencias con sus versiones en California. Si hablamos de cosas nuevas encontramos Cinderella ‘s Golden Carrusel, un carrusel de 1917 que Disney recuperó para que quedara como nuevo en el parque y The Mickey Mouse Revue. The Mickey Mouse Revue es quizás la más extraña de las atracciones de apertura de Disney, aquí tendríamos recreaciones de animatronics de muchos personajes de Disney que cantarían las canciones más icónicas de las películas del estudio. Si bien esta atracción era extraña, la misma enamoró a los inversores japoneses cuando se construyó Tokyo Disneyland por lo que desde 1983 hasta 2009 la atracción encontró su nuevo hogar en Japón.

En cuanto a opciones de comida Fantasyland no defrauda con opciones muy variadas como el restaurante de alto nivel King Stephan’s Banquet Hall (que se encontraba dentro del Castillo de Cenicienta), The Lancer’s Inn para comer pizza, The Troubadour Tavern para comprar bebidas o Pinocchio Village Haus para comprar pizzas y hamburguesas. Además había tiendas como Fantasyland Art Festival, Castle Camera Shop, Royal Candy shop y Mad Hatter.

Tomorrowland

Por último llegamos a Tomorrowland, una zona que nos mostraba el mundo del mañana algo tan realista que gran parte de la zona no estaría construida hasta más adelante en 1971. Aquí encontramos la otra punta del Skyway que salía de Fantasyland y Grand Prix Raceway, una atracción donde chicos y grandes podrían manejar por las autopistas del futuro. A pesar de esto Tomorrowland si tenía un restaurante llamado The Tomorrowland Terrace y dos tiendas llamadas Skyway station shop y Mickey ‘s Mart. Además se sabe que durante 1971 Tomorrowland tuvo: Launching Pad (una cantina) y Auntie Gravity ‘s (una tienda). A pesar de esto no está claro si estos dos lugares abrieron el 1ero de octubre de 1971 con el resto del parque o más adelante.

Terminando el parque

Disney no se quedó conforme con lo que había podido abrir el 1ero de Octubre y siguió estrenando algunas atracciones a lo largo del año. El otro barco que funcionaba en los Rivers of America (Admiral Joe Fowler Riverboat) se estrenó el 2 de octubre, al día siguiente Fantasyland recibió a Peter Pan en el Peter Pan ‘s Flight. Tomorrowland recibiría una nueva atracción unos días después (14 de octubre) con 20,000 Leagues Under the Sea. En noviembre Fantasyland recibiría una nueva tienda llamada Tinkerbell Toy Shop y el 25 de noviembre Tomorrowland abriría la sala de cine en 360 grados para America the Beautiful. La última atracción nueva de 1971 la recibiría Tomorrowland el día de noche buena (24 de diciembre) y sería Flight to the Moon la segunda atracción propiamente dicha que recibiría Tomorrowland.

A diferencia de Disneyland Magic Kingdom no sufrió una horda de turistas desenfrenados que se volvían locos por probar las nuevas atracciones en un parque sin agua, con una ola de calor y con los tacos de las mujeres hundiéndose en el cemento fresco. En cambio recibió un grupo bastante frío de turistas que se encontró con un parque a medio terminar que aún no estaba listo para recibirlos. Si, las personas que lo visitaron salieron conformes con lo que vieron y pasaron un buen día de visita a pesar de eso esta apertura estuvo muy lejos de ser la bomba que esperaba Disney.

Si les gusta esta serie de post los invito a leer los otros y los espero en el próximo post donde hablaré de cómo fue para la compañía operar dos parques temáticos a la vez en un momento de cambio por la muerte de Walt.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: